Empecemos por el principio: la cata de vinos

El vino: herencia milenaria; hecho para beberse, desde luego, pero su goce no empieza ni termina ahí. Antes y después de ese punto hay algunas operaciones que nos pueden ayudar a conocer, entender y, en definitiva, a apreciar mejor nuestro vino.

Estamos de paso

Somos una sociedad bastante narrativa: los días se nos van en fábulas; en esperanzas; en ansiedades que muerden el pasado. Huimos de la realidad para vivir en el mundo cibernético, y como consecuencia, perdemos esa noción de estar presentes y vivos. Victoria Galván reflexiona sobre la importancia de vivir el ahora: al final, de paso estamos.

Viajar

Al vapor de la olla

El escribano
Acapulco

Filosofía: rompiendo hocicos